martes, 31 de enero de 2012

Qué NO está pasando en Hungría (a propósito de un lamentable artículo)

Son muchos los que me han preguntado, aquí en el blog, en foros, o a nivel personal, sobre lo que pasa en Hungría. De pronto, este pequeño país centro-europeo se ha convertido en una especie de "estrella" mediática y cada día se publican numerosos artículos sobre él, en general con una visión determinada, muy parcial y muy discutible, de su realidad. 



Viktor Orbán, primer ministro húngaro, en una conferencia de prensa. Fuente: portfolio.hu
 
Personalmente considero que la situación en Hungría es grave, muy negativa, tanto económica como socialmente. No solo eso, sino que en mi opinión, hay un peligro real de que las ideas de extrema derecha se extiendan cada vez más por el país... ahora, Hungría, en la actualidad, no es un país de extrema derecha, ni fascista, ni lo es su gobierno, por mucho que la prensa lo esté insinuando continuamente. Yo soy comunista y ateo, no tengo ninguna simpatía por el gobierno húngaro actual, pero no puedo aceptar la imagen que están dando últimamente de Hungría los medios de comunicación occidentales,  que ha llegado a unos niveles que pueden calificarse simplemente de manipulación descarada o de difusión de mentiras. 

Está claro, que por alguna razón, hay una campaña contra Hungría, no sé si es algo organizado intencionadamente, o solo se trata de un intento de desviar la atención de los problemas propios, presentando (de manera deformada) los problemas de los demás, o si se trata de una amenaza velada a los ciudadanos de la UE (algo así, como, si no nos apoyáis podéis acabar como nuestro vecino húngaro). No lo sé, y por lo demás no me gustan las teorías conspirativas (que nutren en general ideologías de extrema derecha). Quizás, como apuntan por ejemplo desde el Partido Comunista Obrero Húngaro, se trate solo de aislar Hungría para que no tenga más remedio que aceptar las draconianas condiciones del FMI, de hecho Orbán, el primer ministro húngaro, está reculando y parece a punto de aceptar lo que le pidan. O es que no le ha gustado a alguien que el gobierno pueda controlar el banco central húngaro. O puede que todo ello junto.

Y no es que sea algo nuevo o sorprendente, en general cualquier artículo sobre Rusia (o la antigua URSS), Cuba, Bielorrusia u otros países hay que cogerlo con pinzas porque no ofrecen una imagen real, sino una completamente deformada. Pero sorprende que se apliquen los mismos métodos con un país de la UE, como es Hungría. 

En cualquier caso, ahora no voy a intentar realizar un análisis de la situación actual húngara, simplemente quiero criticar un artículo lamentable, pero muy en la medida de lo que se está escribiendo últimamente de Hungría. 

Se trata de este, que se ha extendido bastante por ciertos círculos de izquierda:

Primero se menciona un hecho que, por la manera en que está escrito, lleva a un malentendido. Se dice que el Fidesz, actual partido en el poder, consiguió un 53% de votos en la primera vuelta y un 70% en la segunda, durante las elecciones en el 2010. Sí, pero no. La segunda vuelta solo se realizó en aquellas circunscripciones en las que ningún candidato consiguió la mayoría absoluta durante la primera. Por eso el dato del 70% es un poco engañoso, ya que solo se refiere a esas circunscripciones, donde además no podían presentarse todos los candidatos (y por cierto, la participación en la segunda vuelta siempre es menor). Esa es la razón de que en Hungría no se preste atención al porcentaje de votos de la segunda vuelta, sino que se da el de la primera, que refleja con más seguridad la preferencia de voto real. Es un pequeño detalle, simplemente lo señalo para que nadie se piense que el 70% de la población votó al Fidesz; no, el voto del Fidesz fue el 53%, lo que pasa es que con un sistema electoral tan complejo como el húngaro, ese 53% se ha transformado en una mayoría parlamentaria del 68% de los escaños. 

Aclarado esto, vayamos al tema.  


El artículo realiza la sorprendente afirmación que sigue:

En ella (se refiere a la nueva constitución -jozko) no se menciona la palabra “república”, pero Dios aparece en numerosas ocasiones, entre menciones sobre la historia y el destino grandioso de Hungría.
El texto en húngaro de la constitución se puede bajar de aquí.

Pues no señor, mentira y bien gorda. La palabra "república" se menciona lo menos una decena de veces. De hecho, en la página tres de la constitución, sección de Fundamentos, artículo 2b, se dice claramente que "la forma de estado de Hungría es la república" ("Magyarország államformája köztársaság"). Luego, al presidente se le menciona siempre como "presidente de la república" ("köztársasági elnök"). 
La polémica en Hungría no viene por eso. Viene porque el nombre oficial de Hungría, hasta ahora, era República de Hungría. Y este nombre oficial es el que se ha suprimido, ahora el nombre oficial de Hungría es Hungría, a secas. Pero Hungría sigue siendo una república y, como hemos visto, la nueva constitución también refleja ese hecho. 

Respecto al tema de Dios, pues eso de que "aparece en numerosas ocasiones" es un poco exagerado. Aparece en DOS ocasiones. La primera, nada más empezar, cuando se dice: "Dios, bendice al húngaro". Pero, ojo, esa una cita del himno húngaro, que empieza precisamente con ese verso. El himno húngaro lo escribió el poeta Ferenc Kölcsey en 1823, y desde 1989 es el himno oficial de Hungría, no es algo que se haya inventado el gobierno de Orbán. La segunda y última mención es al final, cuando el presidente de la República y el presidente del parlamento firman la constitución, con la fórmula siguiente: (...) "con el conocimiento de nuestra responsabilidad ante Dios y ante el hombre" (...). No acompaña a la cita ninguna mención al destino grandioso de Hungría o algo parecido.

Hay varias referencias más a la religión y en concreto al cristianismo, pero son más bien históricas, por ejemplo en la página dos, "reconocemos el papel de cohesión nacional de la cristiandad". Pero esto no es nada nuevo, tengamos en cuenta que en los países de Europa Central y Oriental las fronteras geográficas naturales no existen, las fronteras han cambiado mucho históricamente y el papel de la religión es un factor importante de cohesión nacional, no solo entre los húngaros, sino entre cualquier pueblo de la zona. Podrá gustarnos o no ese hecho, pero es así. Como ateo no puedo tener nada en contra de esta afirmación (aunque no me guste que aparezca mencionada en la constitución, pero no por eso se va a convertir ésta en fascista o autoritaria). Y por cierto, justo al lado de esa frase, se dice: "respetamos las diferentes tradiciones religiosas de nuestro país".  La otra mención al cristianismo, se encuentra en esa misma página introductoria, está antes, cuando se habla del rey Esteban (San Esteban), fundador del estado húngaro, y se dice que "Estamos orgullosos de que San Esteban (...) hiciera a nuestra patria parte de la Europa Cristiana".  No creo que sea algo tan grave, sobre todo si tenemos en cuenta que efectivamente el hecho de que Hungría se convirtiera en estado cristiano tuvo mucha importancia ya que convertió el país en un estado más de la época, integrado con los demás países de su entorno. 
Gyula Benczúr: "El bautizo de Vajk" (1875) - Vajk era el nombre pagano de István o Esteban, primer rey de Hungría. Fuente: wikipedia

Cierto que la constitución tiene puntos que son criticables y a veces el artículo los menciona correctamente, por ejemplo el tema del aborto, o el del matrimonio, que se reconoce como una institución entre hombre y mujer, con lo cual evidentemente se rechaza por ley la posibilidad de matrimonio entre parejas del mismo sexo. Sin embargo también se reconocen las parejas de hecho y en este caso no se hace distinción, es decir, la constitución no prohibe las parejas de hecho homosexuales. 

Por lo demás, yo no veo la constitución húngara muy diferente de las constituciones de otros países europeos. Hay las menciones típicas a los derechos humanos, libertad de prensa, opinión, religión, etc. Como en cualquier otra democracia burguesa (entiéndase: dictadura del capital).

 Sigamos con el artículo en cuestión, después de esto, menciona varias leyes aparte. Por ejemplo la criminalización de la indigencia. Esto más o menos es cierto, pero aclaremos, no se criminaliza la indigencia, sino que se prohibe usar espacios públicos para ciertos fines, por ejemplo, vivir en ellos. Además se castiga a los mendigos si son denunciados dos veces cada seis meses por violar esta ley, o con una multa en dinero, o con penas de cárcel. Pero no se menciona el pequeño detalle de que según la ley, el responsable de la situación es el ayuntamiento local, y si el ayuntamiento no ofrece suficientes alojamientos a los mendigos (residencias para gente sin hogar), entonces la ley exonera al mendigo de esa culpa (por cierto, es una iniciativa de Jobbik). Evidentemente, a pesar de eso, es algo injusto, absurdo y además imposible de cumplir, los mendigos no tienen dinero para pagar la multa y las cárceles están saturadas. Pero no olvidemos tampoco que la medida va dirigida sobre todo a evitar que los mendigos que puedan dormir en residencias especiales, lo hagan en la calle. 

El palacio Sándor, residencia del presidente de la República de Húngría. En el Barrio del Castillo de Budapest. Fuente: Wikipedia


Luego se habla la anulación del derecho de huelga... pues no. No se ha anulado el derecho de huelga. Se ha limitado en ciertos casos, que no es lo mismo.  En aquellas empresas que cumplan servicios básicos sociales se obliga a que haya un acuerdo respecto a los servicios mínimos, y sin ese acuerdo la único opción para ir a la huelga es que el tribunal de trabajo examine las circunstancias y la permita. Pero esto solo se aplica en empresas de servicios básicos. En el resto, digamos, la cosa sigue siendo como hasta ahora... es decir, con derecho a huelga que en muchos casos (especialmente en grandes multinacionales) es más bien papel mojado, pero la responsabilidad de eso la tienen también los gobiernos anteriores, empezando por los de los socialdemócratas-liberales, que por cierto son los primeros en poner el grito en el cielo por la "anulación del derecho de huelga".



Una de las nuevas reglas más llamativas es la obligatoriedad del trabajo para los parados de larga duración, entre los cuales hay un alto porcentaje de rom (ciudadanos de etnia gitana), dentro de campos de trabajo cerrados y vigilados, como cuenta el periódico del sindicato anarquista alemán FAU, Direkteaktion (Acción Directa) en su número de enero.

Pues lo contará ese periódico anarquista alemán, pero yo es la primera vez que lo oigo. No hay manera de encontrar ninguna fuente húngara sobre la cuestión. ¿De dónde han sacado los alemanes esa noticia?  Hay un programa del gobierno que pretende extender el trabajo voluntario y en el se integraría también a los parados de larga duración, pero por lo que sé es un proyecto todavía y desde luego no se trata de campos de trabajo cerrados y vigilados. No sé de dónde han sacado eso.
  El discurso del partido en el poder supone una amenaza no sólo para los gitanos, sino también para los 100.000 judíos que viven en Hungría. El gobierno declaró la “guerra a los bancos”, queriendo escenificar una fuerza de prueba nacional frente a las intervenciones extranjeras. Entre las fuerzas financieras que se mencionan aparecen “los judíos” como corresponsables del desastre financiero global. 

En primer lugar, es cierto que el antisemitismo está bastante extendido en Hungría. Y también lo es que el gobierno está siendo cuidadoso para que no se le pueda culpar de eso. No sé dónde ha mencionado el gobierno a los judíos como corresponsables del desastre financiero global. De hecho ya ha habido un gran escándalo en el parlamento por declaraciones antisemitas de Előd Novák, diputado de Jobbik, que fueron duramente criticadas por el Fidesz. János Lázár, jefe de la fracción parlamentaria del Fidesz ha planteado incluso la posibilidad de que se prohiba por ley calificar a alguien, como insulto, de "judío" o "gitano". Y por cierto, hay sectores de extrema derecha que consideran al Fidesz como partido judío (ya sabemos, para esa gente todos los que no están de su lado son judíos), véase por ejemplo la repugnante página de internet, llamada "zsidesz" ("zsidó" es judío en húngaro, "Fidesz" es el nombre del partido en el gobierno). 

¿Quizás el verdadero problema es que el gobierno quiera poner controles a los bancos? ¿Se trata de eso?
Pobreza en Hungría. Pueblo gitano del este del país. Fuente: Hírszerző


En fin, que sí, se puede criticar a Hungría y a su gobierno, se puede y se debe. Pero vamos a criticarlo por cosas serias, no hace falta falsificar la realidad para eso. Critiquémoslo por subir los impuestos a las clases más bajas y bajárselo a las más altas, por ejemplo. Por aceptar las condiciones del FMI (si lo hacen al final). Por el empeoramiento de la situación económica.  La empresa de transporte público de Budapest está al borde de la quiebra. La compañía aerea húngara Malév, también. No sé, hay bastantes cosas para empezar, no hace falta inventarse nada. Claro, que a lo mejor una parte de esa crítica sería aplicable también al resto de países de la UE y eso ya no iba a gustar a la élite gobernante... ¿se trata de eso? 


28 comentarios:

Etemenanki dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Etemenanki dijo...

Gracias por informar. Yo tampoco siento ninguna simpatía por el Estado húngaro surgido de la contrarrevolución del '89, pero cuando los medios de comunicación del Reich imperialista mundial se ponen a ladrar al unísono contra el gobierno de un país al que hasta antes de ayer no le hacían ni caso, o si lo hacían era para hablar bien de él, hay que desconfiar por principio. En cuanto al por qué de todo esto, la hipótesis que apuntas en tu entrada, o sea, que lo que pasa es que el gobierno húngaro ha intentado recuperar un cierto control sobre la economía y rechazar de momento los planes de los buitres del FMI y la UE, me parece más que plausible.

Y no deja de ser curioso que sean los medios de la "izquierda plural" los que se presenten como perros de presa voluntarios en las cacerías de los señores oligarcas. Y es que la propaganda capitalista, además de retorcida, es buenísima, hay que reconocerlo. Ahora cuando quieren agredir a un país para saquearlo, como el reciente caso de Libia, no nos dicen que "no respeta la propiedad privada" (como hacían con la URSS) o que "queman iglesias y se persigue a la religión" (como en el caso de la República española), sino que se trata de "una dictadura que aplsata una revuelta popular". Y así toda la izquierda sectaria, panfletaria y miope se lo traga sin pestañear.

Saludos.

Dizdira Zalakain dijo...

En efecto, la explicación no puede ser sino la que apuntáis. Los medios de izquierda oficiales están para hacerle la guerra psicológica a los países que se rebelan contra el Banco Central y el FMI. Si con la guerra psicológica no basta, se recurre a los golpes de estado o a las revoluciones de colores. Y si también eso falla, a la agresión militar. Lo acabamos de ver en Libia y lo estamos viendo en Siria. En Hungría no hay islamistas y al ser un país europeo no cuela lo de los "sátrapas": por eso hay que inventarse otro "coco", en este caso el del fascismo y el cristianismo.

Con respecto a las menciones a Dios en la Constitución, basta con un poco de derecho comparado. Y comparado con los países que, en principio, se supone que son de izquierdas, o por lo menos "progres". He aquí algunos ejemplos, limitados exclusivamente al ámbito iberoamericano -hay muchos más.

"(...)invocando la protección de Dios, fuente de toda razón y justicia: ordenamos, decretamos y establecemos esta Constitución, para la Nación Argentina." (Constitución argentina)

"Nosotros, representantes del pueblo brasileño (...) promulgamos, bajo la protección de Dios" (Constitución de la República Federativa de Brasil)

"El pueblo de Venezuela, en ejercicio de sus poderes creadores e invocando la protección de Dios (...)"
(Constitución de la República Bolivariana de Venezuela)

Iceman86 dijo...

No estaba siguiendo mucho el tema pero te creo. Lo pondre como post recomendable.

Un saludo Joszi

Jose Luis Forneo dijo...

Hola Jodko,

!Cuanto tiempo!

En mi blog escribi un articulo sobre el mismo tema, sobr la principal causa del gran interes de la UE por la democracia en Hungria: su intento de controlar un poco el banco central.

En cuanto al resto de las cosas, es cierto que tampoco son tan diferentes de lo que esta sucediendo en otros paises de Europa.

En fin, como decia un comunicado del Partido Comunista Obrero de Hungria, detras de todo este jaleo por la nueva constitucion estan los socialdemocratas y liberales, que por motivos electorals hacen el juego a la UE

http://imbratisare.blogspot.com/2012/01/el-principal-y-posiblemente-unico.html

Saludos

Cultura Bolchevique dijo...

Lo que le jode a la UE y a los oligarcas es que Hungría tome las riendas de su economía. Anda que no hay en europa gobiernos tán fascistoídes como el húngaro (y más). Ese es el doble rasero que los medios de comunicación de masas tienen con Hungría. Que se guarden esas lecciones de democracia los que defienden el asesinato de Gadafi u otras muchas barrabasadas.

Excelente artículo

Salud

zooey dijo...

Hola Jozko,

Cuanto tiempo! Me alegro que hayas escrito sobre el asunto. Estoy totalmente de acuerdo contigo aunque yo no soy comunista y tampoco apoyo Fidesz y el gobierno actual - por cierto tu sabes que es un insulto decirlo a alguien que es comunista hoy en Hungría.
Para decir la verdad hoy en día no podría elegir ningún partido o movimiento político en Hungría. Hay un crisis brutal. Creo que el gobierno anterior fue inútil y culpable dejando el país hundir mientras hacían el papel de chicos buenos en Bruselas olvidando totalmente el interés del país. Actualmente me indigné ver a Gyurcsány y mas socialistas en la calle apoyando las demonstraciones contra el gobierno actual, y verlo a Gyurcsany en el lakotelep de Avas en Miskolc haciendo "amigos" a la gente que tiene que vivir allí.
Ahora están formando nuevos partidos y movimientos como por ejemplo 4K! que ,como dicen, es patriota y de izquierdas (una mezcla que hasta ahora hubiera sido imposible) pero no se si llegan a convencer a mucha gente o será algo para los jóvenes de Budapest. Tampoco deja lugar a mucha esperanza lo que esta pasando con LMP, están quedando al margen aunque siendo un partido nuevo, pequeño llegaron hasta el parlamento un su día.
Fin, si los que apoyaban a Fidesz, perderán la confianza en ellos hoy en este crisis moral, político y económico serán faciles de manipular por la extrema derecha y nuestro país se hundirá aun mas. Un futuro muy negro veo yo a venir.

Con tu permiso (¿) he compartido tu entrada en mi facebook

un saludo

zooey dijo...

y que dices de que Fidesz quiere llevar la estatua de Jozsef Attila de Kossuth ter? obviamente por razones ideologicos enmascarandolo como reordenanza de la plaza. lamentable

Anónimo dijo...

Para que conste: he buscado en la revista anarquista alemana esa información y no la he encontrado. Solo me quedan por analizar dos artículos que no estarán disponibles en versión electrónica hasta el mes que viene, pero, vamos, que los títulos que tienen prácticamente ya indican que no, porque van de otras cosas.

Saludos.

jozko dijo...

@Etemenanki,

Totalmente de acuerdo contigo, compañero. Por cierto el método lo hemos visto en otros países también, por ejemplo en Bielorrusia o Rusia, solo que ahí no les ha salido tan bien la cosa. Al menos por el momento.

Saludos desde Budapest y gracias por comentar.

@Dizdira Zalakain:

También coincido por completo contigo. Y gracias por la comparación con las otras constituciones, no se me había ocurrido. Es una información importante.

Saludos y gracias por el comentario.


@Iceman86

Pues sí, es que es difícil de creer, vamos que al principio me costaba también a mí. Gracias por la recomendación.

Saludos y gracias por el comentario.

@José Luis Forneo,

Sí, cuánto tiempo ya. A ver si consigo ser un poco más constante con el blog, que soy un desastre. Por lo demás, totalmente de acuerdo contigo. El artículo del PCOH lo conozco, me parece bastante bueno.

Saludos desde Budapest, y gracias por el comentario y por el enlace que me indicas.



@Cultura Bolchevique

Efectivamente compañero. Totalmente de acuerdo. Y es verdad que el gobierno de Orbán es bastante conservador y muchas de sus medidas son lamentables y hay que criticarlas,pero lo de los medios de desinformación es lamentable. Nos toman el pelo de una manera....

Gracias, compañero, por comentar, y saludos desde Budapest.

jozko dijo...

Hola Zooey,

Sí, cuanto tiempo!.

Es cierto, muchos de los problemas actuales los ha heredado el nuevo gobierno, aunque sus medidas no hayan hecho más que empeorar las cosas, pero es verdad, a mí también me disgusta bastante ver a ciertos políticos comportándose como si no tuvieran culpa de nada ... no solo eso, sino como si ellos pudieran solucionar las cosas, cuando precisamente son de los principales culpables.

El miedo que tengo es el mismo que mencionas. A pesar de lo que dice la prensa internacional Hungría no es un país gobernado por la extrema derecha, pero el peligro de que lo sea en un futuro relativamente próximo, existe y es grande. Yo lo veo con mis propios amigos o conocidos, por ejemplo, que son cada vez más permeables a esos discursos de la extrema derecha, a la que ven como la única solución a los problemas de Hungría (de hecho ni siquiera la ven como extrema derecha).

Me temo, que tienes razón, nos va a tocar vivir tiempos muy negros... claro que no solo en Hungría, porque en otros lugares no es que las cosas vayan mucho mejor.

Por cierto, lo de llamar a alguien comunista como insulto ya lo he comprobado con mis propios amigos y conocidos, aunque a decir verdad, lo veo solo entre los jóvenes, mis conocidos de más edad, en general son bastante nostálgicos de la época comunista (con alguna que otra excepción, claro).

Gracias por tu comentario, y saludos desde Budapest!

PD: por supuesto tienes mi permiso para compartir la entrada o las entradas quieras, faltaría más.

PD2: Lo de József Attila, que por cierto, era comunista, me parece de vergüenza. De todas formas no es más que la continuación de una tendencia, la de intentar borrar de un plumazo toda una parte de la historia de Hungría y de su cultura, porque no interesa por motivos políticos. De hecho, creo que precisamente es una de las causas de que tengamos ahora aquí está situación tan desastrosa y desesperanzada. Y lo peor de todo es que será difícil construir una sociedad sana en el futuro cuando se están derribando de cualquier manera algunos de sus pilares. Al menos yo lo veo así. Saludos!

jozko dijo...

Hola Anónimo!

Pues muchas gracias por haberlo comprobado y por avisar. Porque la cosa tiene importancia y no poca.

Saludos desde Budapest, y gracias también por comentar.

Palíndromo Mészáros dijo...

Jozko me alegra infinito este post. Primero porque para cualquier hispanohablante con interés por Hungría la red esta realmente huérfana de contenido profundo y riguroso sin este blog. Y segundo porque con este tema en concreto ya de manera personal he sentido una enorme frustración todas estas semanas al leer determinados editoriales en la prensa española, y se agradece enormemente poder leer informaciones contrastadas que confirmen lo que ya suponíamos: la manipulación y estrangulamiento malintencionado que desde la propia Union Europea se puede promover en contra de sus propios paises miembros para proteger los intereses de unos pocos.

Yo también creo que es evidente que todo esto se ha convertido en un tema de actualidad por el tema del banco central. Una especie de llamada de atención. Un "con los asuntos de vuestro país haced lo que queráis pero cuidadito con obstaculizar el interés del capital extranjero"

Dos notas así breves en la linea: - -Me hace gracia como cuando el fidesz subió al poder la prensa internacional lo vendía como un partido centro-liberal y para la misma ahora es un partido ultranacionalista-populista de extrema derecha.
-Según tengo entendido, la situación de MALEV es extremadamente crítica. Mi poco conocimiento de húngaro me impide compartir información, pero por lo poco que he conseguido entender es incluso posible que se interrumpa el servicio esta misma semana.

En otro orden de cosas, hace mucho tiempo que me veo tentado de pedirte algo. Soy fotógrafo y he estado (y estoy) trabajando este año en el tema del Vörösiszap, intentando abarcar aparte de la catastrofe en si, un poco el asunto de la fábrica, su cuestionable privatización y la encrucijada que establece su gran importancia para la ciudad de Ajka.

Dado que tu conocimiento es infinitamente mayor que el mío, me encantaría que le echases un ojo a las fotos que ya tengo hechas y, si tienes tiempo, me dieses consejo acerca de como afrontar la parte escrita del proyecto.
La web es: www.palindromomeszaros.com
y te dejo un mail para que me contactes si te apetece aconsejarme: photo@palindromo.info

potemkin dijo...

Muy de acuerdo con todo lo que dices sobre la manipulación interesada de Occidente de lo que está sucediendo en Hungría, y con que lo que les jode es el control estatal del banco central.

También se habla de una reforma del sistema electoral que daría la victoria al Fidesz con los resultados de las dos elecciones anteriores, ¿es eso cierto? Sería un tema grave, aunque tampoco otros países están para dar lecciones de sistemas electorales justos.

Por otro lado, ¿tiene realmente importancia esta reforma constitucional dentro del equilibrio de fuerzas entre los partidos húngaros? Leí el comunicado del Munkáspart y me pareció muy interesante el enfoque de ruptura del statu-quo entre fuerzas conservadoras y liberales que llevan repartiéndose el poder en Hungría desde el 89.

Yo interpretaba esta reforma constitucional como un puñetazo en la mesa del Fidesz para asegurar el voto más tradicional y conservador que le está disputando el Jobbik, consolidándose como única fuerza de referencia en ese espacio político. No obstante, si realmente la reforma constitucional no es tan bestia, ni tan ultracatólica, ni tan reaccionaria como cuentan, puede que ni siquiera tenga ese efecto. ¿Cómo se percibe el tema allí? ¿Qué opinan los votantes de Jobbik? ¿Y de Fidesz?

Un saludo

Juampi dijo...

Gracias por escribir y comentar y desmitificar todo lo que son las noticias manipuladas aquí de este lado, al menos por España y desde dentro de la Eurozona. Como nieto de húngaro y con mi pequeño orgullo que tengo de ser proveniente de allí, de abuelos húngaros y que por mis venas corran esa sangre de la más humilde pero tan emprendedora como de la que tiene mi abuelo! Mi abuelita en paz descanse en Argentina, ya quedó viudo mi abuelo! Pobrecito, tiene 96 años! Le quiero con mucha ternura, pero yo desde aquí, en mi soledad en Barcelona, he podido conocer su tierra natal y visita en 3 ocasiones que ya casi suman 1 mes. Llevo en mi memoria impregnada una linda oracioncita que me enseñó en húngaro mi abuelita querida, al ser que ellos son muy católicos y yo también he heradado esto.
Pero no por esto, voy a desdecir, desde mi genuina posición y con toda honestidad, aplaudo toda esta crítica que habéis hecho, a pesar de ser ateo y lo demás. Eso no importa si al menos lo que he podido dilucidar es que lo has tratado de hacer con la mayor objetividad. Y sinceramente, aunque no trabajo desde el sector de la logística para MALEV, me resulta muy triste que pasara con esa compañía aérea que quiebre como le pasó a SPANAIR... También me da pena que pasen ese tipo de cosas, algo parecido a lo que aquí al imprensentable de Zapatero quiso hacer con la ley esa de memoria histórica...recientemente, hace menos de un mes volví de Budapest, y vi cómo habían cambiado el nombre de la Moskva ter... es una pena, aunque sea de la época del comunismo, ya la gente lleva años llamándola así... Es algo que en parte me duele, aunque y sí, que a la ciudad la he visto más limpia y más linda ahora en invierno, es super atractiva.

Un saludo a todos los húngaros, ojalá pueda seguir en contacto. Me ha gustado este blog. Lo vi publicado en facebook, con vuestro permiso lo mandaré al muro de mi familia.

Jànos Pal Catalano Siklósi.
catalano@miequipaje.com

Asier Blas dijo...

Hola Jozko! Me alegro mucho de leerte de nuevo :-) Espero que en el futuro saques un poco de tiempo para escribir por aquí. Respecto al post. Intentaré hacer un comentario rápido (como siempre falta de tiempo), aunque ya sabéis de sobra que me cuesta. Para interpretar lo q está pasando en Hungría yo distinguiría, al menos, cuatro dimensiones: 1) El cambio constitucional propiamente 2) Las movilizaciones contra la constitución-gobierno 3) La interpretación y actitud de la UE hacia la ‘consti’ y 4) La interpretación de los medios de comunicación de la UE de la consti y las movilizaciones. Respecto al post, me parece que su línea va en interpretar y aclarar la cuarta dimensión.
1) Sobre lo más o menos exótico de citar a dios y otro tipo de referencias más o menos identificadas con el conservadurismo comparto la idea general de que básicamente es un argumento más o menos débil y casi vacío. Pero, por hacer de pepito grillo… Seamos justos y reconozcamos que la comparación constitucional entre América y Europa en lo referente a la palabra ‘dios’, por ahora no es muy útil. Los contextos son muy diferentes, véase a Chavez y demás tropa izquierdista con la biblia para aquí y para allá y citando a Dios por aquí y por allá, difícilmente equiparable a una actitud de claro corte de izquierdas en Europa, ¿verdad? Luego ya sabemos los que conocemos un poco esas sociedades que en realidad ellos la biblia y la ‘palabra de dios’ en su cotidianidad es como… papel muy muy muy mojado (diría que lo de Dios y tal es un amuleto, simbología…). En cambio, en Europa hasta los ateos, vía cultura, estamos fuertemente influenciados por la religión y solemos guardar un estilo de vida, al menos, más armonioso (que en América) con el estilo de vida que predica la religión. En definitiva, parece bastante claro que desde un punto de vista europeo, es normal que la izquierda y el liberalismo se escandalicen por la referencia a “Dios” en la constitución, por mucho que se trate de una discusión más o menos simbólica. Recordar las grandes discusiones que se encendieron respecto a la inclusión o no del carácter cristiano de Europa en la Constitución Europea. Por cierto, hacer la traslación de un cambio simbólico de este tipo a vuestros países y veréis que todo tipo de izquierdas (bueno alguna de sus infinitas sectas igual no) rechazarían de plano el cambio simbólico. Sobre Diagonal, no es nueva esta pequeña trampa dialéctica que hace el artículo que cita Jozko, ahí la destapa. Aunque seamos claro, esas trampas dialécticas tristemente las hacen los de la izquierda plural, la izquierda ortodoxa, la flexible, la revolucionaria, la china1, la albanesa, la china2, la rusa1, larusa2, la coreana… y claro, la derecha, el centro, tierra y cielo.

Asier Blas dijo...

Pero para mí, lo más importante, es el contenido más cotidiano de la constitución propiamente (ojeada en versión inglés). Por no repetir el error de los medios, comprensible en parte porque han evitado ir con tecnicismos al público y han buscado más bien morbo (Dios, república…), es justo decir que su regulación es poco menos que casi la tumba para cualquier alternativa al partido en el gobierno. La cuestión es que en la constitución se señala la obligatoriedad de leyes orgánicas (con mayorías cualificadas) para un sinfín de temas que normalmente no suelen ser reguladas de tal forma. ¿Qué quiere decir esto? Pues que ahora el partido en el poder al tener 2/3 del parlamento regulará un sinfín de temas como quiera y cuando haya una alternativa que pueda alcanzar el poder, no podrá gobernar en condiciones si no obtiene 2/3 de mayoría parlamentaria. Esto es grave, para mí lo más grave porque busca oxidar el sistema y evitar los cambios más transformadores o/y radical. Yo que me considero de izquierdas, creo que estas cosas son las que también nos tienen que preocupar desde la izquierda. A ver la Constitución me parece un auténtico despropósito que justifica una y mil movilizaciones. En muchos países por cambios constitucionales minúsculos se ha puesto el grito en el cielo desde la izquierda, y con razón, pero en este caso la razón hay que elevarla al cubo. La constitución tiene muchísimos problemas desde mi punto de vista, pero por falta de tiempo y espacio no puedo abordarlo ahora (merecería un artículo extenso) y evidentemente el post de Jozko no hacer un análisis de la consti. Pero para una parte de público que se pasa por aquí dejaré dos perlas del preámbulo que no tienen desperdicio:
“We do not recognise the communist constitution of 1949, since it was the basis for tyrannical rule; therefore we proclaim it to be invalid”. Creo q todo el mundo se dará cuenta de las consecuencias legales que se conlleva de esto, especialmente escandaloso debería de ser para aquellos que os denomináis comunistas. Alguien dirá, pero es simbólico, pero es el preámbulo… eso cuando un gobierno quiera hacer una caza de brujas (o una variante selectiva de esta) le dará cobertura legal.
“ WE, THE MEMBERS OF THE HUNGARIAN NATION”, si luego se reconoce la diversidad blablablá, pero algo muy parecido a lo que hicieron en los países bálticos para darles caña a los rusos y los MISMITO que hicieron los croatas y tanto enfadó a los serbios de las Krajinas y Eslavonia Oriental. La coherencia también es un valor para todas las ideologías y posicionamientos y no solo para medir la legitimidad del adversario.
La constitución completa: http://www.kormany.hu/download/4/c3/30000/THE%20FUNDAMENTAL%20LAW%20OF%20HUNGARY.pdf
Evidentemente todo lo de la Constitución puede escandalizar más o menos, porque siempre se puede alegar bueno… es simbólico… porque no se activa, pero si está en la constitución en cualquier momento se puede desarrollar una política al respecto sostenida constitucionalmente…

Asier Blas dijo...

2) Es la mar de normal que se hayan movilizado contra la constitución miles de personas. Como he dicho, por cambios mucho más pequeños y menos problemáticos se montan saraos más importantes. ¿Qué gran parte de la movilización esconda intereses partidistas? Claro, los que están más preocupados son los que tienen expectativas de algún día llegar al poder y encontrarse con que lo han dejado todo atado y bien atado.

3) Interpretación UE, bueno desde la UE la caña que se le está dando a Hungría no dudo que tenga una motivación especial con el tema del banco central húngaro, por cierto el gobierno ya ha adelantado su predisposición a hacer los cambios que se le soliciten desde la UE, pero tampoco es nada del otro mundo. Esto mismo se lo hicieron en su día con excusas más o menos parecidas a Polonia, Austria… ¿Por cierto a estos dos últimos (sin que sus habitantes se echarán a la calle, es decir, con una legitimidad mucho más amplia que en Hungría) no se decía desde la izquierda que la UE era muy flojita con ellos? NO es nada del otro mundo.

4) Las movilizaciones húngaras han ocupado muchísimo menos espacio que las rusas, al menos en España y Letonia, y lo eran más grandes, probablemente similar desde lo cuantitativo, pero sin duda mucho más grandes desde lo relativo (porcentaje de población). Así que no me ha parecido ningún linchamiento mediático extraordinario. Los medios de comunicación ya sabemos cómo funcionan, de forma amarillista y echándose al morbo. Es en ese contexto se ha tratado la consti húngara. Pero con todo se hace así, las pertinentes puntualizaciones de Jozko son posible hacerlas en la mayoría de los casos que nos llegan más o menos ‘exaltados’. Para saltar a la parrilla todo se exagera y de forma en parte. Y las izquierdas no se libran, diría que son especialistas, denominando ‘fascismo’ a lo que no lo es, por ejemplo. Simplificaciones las hay de todos los gustos. El tema conspirativo quizás encuentre algo de sustento con lo del banco central, aunque así pudiera ser, tampoco creo que aporte el mayor argumento explicativo, pero bueno, esto por ahora no lo sabemos. Sin embargo, termino, quiero subrayar que lo que destapa Jozko aquí es la cotidianidad, es lo más habitual desde todo tipo de ideologías y frentes, el riesgo siempre está presente porque todos estamos haciendo política e ideología, lo que pasa que se puede tratar de ser lo más justo posible y en la mayoría de los casos esta última opción se rechaza. Se toman dos datos que ayudan para el argumento y los otros dos que no ayudan se esconden… Por ejemplo, un país el último año sube los salarios por convenio un 10% pero su inflación es del 25%. Quienes están a favor del país tenderán a decir que los salarios han subido un 10% (y por arte de magia se olvidarán de citar la inflación), los contrarios dirán que los salarios han perdido un 25% de poder adquisitivo por la inflación (y también por arte de magia se olvidarán que se acordó una subida del 10%). Y este es el pan de cada día…
Saludos

jozko dijo...

Hola Palíndromo!

Pues sí, así es. Por otro lado quería escribirte que el tema de Malév era cuestión de horas ... pero ya no hace falta, esta mañana se ha quedado en tierra. La verdad es que tienen mucha cara, porque hasta ahora seguían vendiendo sus billetes por internet (yo estuve a punto de comprar uno, menos mal que a última hora me lo pensé mejor y preferí esperar a ver cómo van las cosas)... De todas formas, a ver si tengo tiempo y escribo una entrada sobre el tema. La verdad es que estaba ya con ella, hablando de la posibilidad de que desapareciera Malév... ya no es posibilidad.

Respecto a lo de las fotos, por supuesto. Pero te escribo mejor en privado.

Saludos desde Budapest, y gracias por comentar.

jozko dijo...

Hola Potemkin!

Efectivamente es así, aunque yo creo que más bien lo que está haciendo, en general, el Fidesz es asegurar que incluso aunque no esté en el poder pueda tener influencia, o al menos una batería de medidas suyas sean intocables (se necesitarían los 2/3 del parlamento para cambiarlas, cosa difícil que lo consiga alguien). Pero sí, hay cambios en los distritos electorales y esos parece ser que se han hecho para favorecer al Fidesz. Por lo demás el sistema electoral húngaro ya es lamentable de por sí, con esta reforma por un lado se simplifica (algo en principio positivo), por otro favorece las mayorías (algo negativo, ya favorecía las mayorías el anterior), y se reduce también el número de diputados del parlamento (hasta 199). En definitiva, que algunos de los cambios pueden ser aceptables, pero otros no, y en general queda la impresión de que la reforma no va a mejorar las cosas, sino a empeorarlas y que además ha sido realizada para beneficio del Fidesz. De hecho esa opinión es la que tiene toda la oposición, incluyendo Jobbik (hablo del partido, porque la opinión de los votantes no la conozco).

En fin, que las cosas en Hungría van muy mal, cada vez peor, y es preocupante lo que pasa (otra cosa es que la prensa occidental exagere lo que le interesa).

Saludos, y gracias por el comentario.

PD: me gustaría escribir sobre el tema un artículo, a ver si encuentro tiempo.

jozko dijo...

Hola Juampi:

Gracias por tu comentario. La verdad es que yo no estoy de acuerdo para nada con lo que está haciendo Fidesz, solo que me gustaría que la crítica fuera realmente por lo que está haciendo, no por cosas inventadas o exageradas, es no lleva a nada. Bastantes problemas tiene ya Hungría. Lo de Malév, pues por desgracia esta mañana ha dejado de volar. No es oficial todavía su desaparición, pero es cuestión de horas, me imagino. A fin de cuentas todo el mundo se lo imaginaba. Habrá que ver qué pasa. El problema no es solo ese, es el BKV también, que está al borde de la quiebra y su desaparición tendría efectos mucho más negativos que el de Malév. Lo de los cambios de nombres en Budapest es de vergüenza, no solo Moszkva tér sino otros muchos (por cierto, como compensación han nombrado Lev Tolstoi a un pequeño paseo del Városliget) y en general esa manía de borrar de un plumazo no solo una época de la historia húngara, sino a toda una corriente ideológica (no ya una ideología en concreto) solo porque no interesa ideológicamente (tenemos el caso de Ervin Szabó, por ejemplo u otros muchos).

Gracias por tu comentario y saludos desde Budapest!

jozko dijo...

Hola Asier!

Pues, sí, a ver si me pongo un poco las pilas con el blog y escribo porque hay muuuucho de lo que escribir. En primer lugar agradecerte tu extenso y rico comentario. Efectivamente de eso se trata. Totalmente de acuerdo.

Cuando escribí mi entrada tenía un poco de miedo de que se entendiera mal (por ejemplo que se entendiera como una defensa de Fidesz y su política). No tengo muy claro que hayan quedado claras mis intenciones al escribirla, pero tú has puesto los puntos sobre las íes, como se suele decir. De hecho, mi idea original era escribir sobre Hungría, no sobre los artículos que hablan de ella, pero la verdad es que me quedé tan a cuadros con muchas cosas que he leído, que al final escribí preferí escribir sobre eso.

Como digo, estoy (casi) totalmente de acuerdo con lo que escribes. Mi artículo solo va del cuarto punto que mencionas, y ni siquiera de la segunda parte de este punto (las manifestaciones), solo de la visión que da de Hungría la prensa. Y efectivamente eso no solo pasa con Hungría, pasa con muchos otros países (de hecho por ejemplo podriámos hablar horas de Rusia).

Ahora, podemos (y debemos, porque es lo realmente grave) hablar del Fidesz y de la situación actual en Hungría... que es lo que yo no he hecho en mi entrada (espero hacerlo en las siguientes, a partir de ahora), pero tú sí haces, y estoy de acuerdo con lo que dices.

Como he escrito antes en mi respuesta a Potemkin, no se trata solo de que el Fidesz esté intentando perpetuarse en el poder con un montón de medidas, no, sino que está intentando crear un modelo de sociedad a su imagen, y que sea imposible actuar contra ese modelo incluso aunque pierda las elecciones. Y su modelo es lamentable de por sí. Además se ha encontrado con que el país sigue en una crisis cada vez más pronunciada, y entonces también viene bien desviar la atención de los problemas reales y dar la imagen de que se está haciendo algo, mientras el país, en realidad, se va al garete (porque es lo que está pasando con Hungría, y la llegada del Fidesz no solo no ha cambiado esta tendencia, sino que la ha acelerado a consecuencia de una serie de medidas lamentables).

De todas formas yo no creo que sean tan importantes los cambios en la constitución en comparación con otras cuestiones como las medidas económicas del gobierno, la subida de impuestos a las clases más bajas, etc, que creo que son las que habría que criticar realmente y en las que habría que poner énfasis.

(continúa)...

jozko dijo...

(...continuación)

Por otro lado, respecto a las movilizaciones húngaras, es que todavía son relativamente débiles, no hay tal movilización aún. No hay un movimiento de protesta extendido contra el Fidesz aún. Ha habido una gran manifestación de la oposición unida (que ha sido un gran éxito porque por primera vez no ha sido el Fidesz quien ha sacado a las masas a la calle, sino que han sido los opositores) y luego unas cuantas manifestaciones pequeñas para protestar por asuntos concretos. A mí me parece muy positivo que por fin la población esté protestando (hasta ahora eso exclusivamente lo hacía la derecha o la extrema derecha), sobre todo porque la situación lo exige. Pero también es cierto que el Fidesz ha sacado tanta gente a la calle o más que la oposición (aunque como digo, no es lo importante que Fidesz saque a decenas de miles de personas a la calle, eso lo ha hecho siempre, sino que la oposición sea capaz de hacerlo).

Y por cierto, un apunte. Lo de las críticas de la prensa occidental o dela UE a Hungría es algo que el Fidesz va a poder usar con fines propagandísticos y lo está haciendo, para hacerse la víctima (aunque lo acompañe con unos juegos malabares increíbles para no dar una imagen demasiado anti-UE). Y lo está haciendo también contra la oposición, culpándoles, en parte, de esa campaña en el exterior y de poner sus intereses partidistas por encima de los intereses "de la nación" (y curiosamente, esta propaganda está empezando a calar incluso en algunos sectores que no son pro-Fidesz).

Saludos desde Budapest, Asier, y muchas gracias por tus comentarios, que como siempre, aportan muchos elementos a tener en cuenta.

Asier Blas dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con lo que planteas Jozko. Es más tu entrada se entendía perfectamente, yo también cuando leo manipulaciones y desinformaciones muy descuidas de ese estilo, sobre el País Vasco o la política de algún país que sigo, pues me pasa lo mismo y a veces también posteo sobre esas manipulaciones y/o mentiras. Pero bueno, he posteado para ampliar el zoom, sobre todo, a la vista de los comentarios que había y la visión general que quedaba del post. En este sentido, cuando digo “lo más grave” estoy refiriéndome al análisis de la constitución, es decir, lo más grave del cambio constitucional. Desde luego, las políticas públicas que se están aplicando seguro que puede que sean más graves, yo no las sigo así que espero que pronto nos puedas informar al respecto. Como reflexión general, en Hungría observó que la constitución nueva, sobre todo en lo más negativo, atañe a temas postmaterialistas (entendido como lo define Inglehart), no materiales y procedimentales; lo material, queda para las políticas públicas diarias que son las que están aplicando, claro y evidente, que esta crítica es importante y sospecho que habrá muchas carencias de críticas al respecto y, especialmente, de masa crítica, pero bueno, de eso nos podrás informar...
Sobre las movilizaciones, bueno, ya los has señalado y lo comparto. Pero bueno, mal que le pese Hungría sigue siendo Europa del Este y su dinámica movilizadora es gran parte compartida con los de la región. Sobre la debilidad… lo mismo le ocurre a la oposición en Rusia, por ello, la magnitud de la movilización en la comparación sale mejor en la oposición húngara que la rusa, con todas las debilidades de ambas, claro está.
Respecto al penúltimo párrafo… muy interesante y lógico una vez más en el contexto del espacio postsocialista… pena que el tiempo gastado en esto no nos sirva para obtener un salario, porque da para mucho esa línea, sobre todo, para la gente que quizás no conozco mucho Europa Central y del Este, la derecha, su significado respecto al estado y la economía (conecta con el tema de los bancos centrales)… etc. Todo muy relacionado con el nacionalismo, lo que en parte distorsiona la visión de izquierda-derecha que se tiene en Occidente. Un ejemplo sencillito es la República Checa, con gobiernos muy a la derecha pero con una extensión de la ideología nacionalista a la economía ha sido capaz de mantener unos índices de cohesión social importantes y, por ejemplo, su índice de desigualdad en la distribución de la renta (gini) está entre los menores del mundo.
Nada espero que nos informes algo más desde allí,
saludos
Pd: y lo de siempre, disculpar los errores varios al escribir, pero lo hago a la carrera, como casi siempre.

Corvus dijo...

Gracias otra vez por aclarar las cosas, yo me olía, que estos ataques que se están dirigiendo hacia el país era precisamente debido al interés del control bancario por el gobierno,una medida que me parece muy positiva ya que los bancos son unos ladrones,otras políticas del FIDESZ no me agradan,pero si se ha exagerado, también como comentan, ver al nefasto Gyurcsány manifestando,lo vi algo indignante cuando este tipo debería estar en prisión.

rossana dijo...

Gracias por su atención. Mi madre era húngara. Murió el año pasado en Chile. Yo soy chilena, de familia exiliada en los tiempos de la dictadura y vivo en México. Soy antropóloga y trabajo en la universidad. Ustedes saben que el exilio, una vez superada la condición jurídica, persiste como condición existencial. Iré a Hungría en julio y quisiera encontrar el pueblito donde nació mi madre: Eztar. Es posible que haya desaparecido del mapa. Tampoco encontré referencias sobre la ciudad donde nació mi abuelo. Que mi mamá pronunciaba “Pochoy”. Era la época del imperio austrohúngaro. Mi mamá llego a Chile a los 7 años. Aprendió el castellano y se hizo chilena. Fue al Liceo 7, estudió Filosofía en el Pedagógico y conoció a mi padre. Entró al partido comunista. En el 67 la expulsaron, pero no por ella, sino por mi padre, que fundó Espartaco y era maoísta. En el PC no se aceptaban, según los estatutos de la época, troskistas, maoístas, o ultraizquierdistas. Ni relaciones con elementos expulsados del partido. Lo recuerdo perfectamente, estaba en el cuadernillo llamado Estatuto. El hecho de mayor notoriedad es que estaba en el papel. En el contexto de este relato escribí en la pantalla de google, el segundo apellido de mi madre :"Igaz". Y apareció este espacio de reflexión. De manera muy espontánea decidí escribirte para preguntar, puntualmente, si alguna vez escuchaste los nombres del pueblo de mi madre y la ciudad natal de mi abuelo Zoltan. Nunca he ido a Hungría. Gracias anticipadas y saludos fraternos.
Rossana Cassigoli Salamon
CELA, FCPYS, UNAM.

rossana dijo...

Gracias por su atención. Mi madre era húngara. Murió el año pasado en Chile. Yo soy chilena, de familia exiliada en los tiempos de la dictadura y vivo en México. Soy antropóloga y trabajo en la universidad. Ustedes saben que el exilio, una vez superada la condición jurídica, persiste como condición existencial. Iré a Hungría en julio y quisiera encontrar el pueblito donde nació mi madre: Eztar. Es posible que haya desaparecido del mapa. Tampoco encontré referencias sobre la ciudad donde nació mi abuelo. Que mi mamá pronunciaba “Pochoy”. Era la época del imperio austrohúngaro. Mi mamá llego a Chile a los 7 años. Aprendió el castellano y se hizo chilena. Fue al Liceo, estudió Filosofía en el Pedagógico y conoció a mi padre. Entró al partido comunista. En el 67 la expulsaron, pero no por ella, sino por mi padre, que fundó Espartaco y era maoísta. En el PC no se aceptaban, según los estatutos de la época, troskistas, maoístas, o ultraizquierdistas. Ni relaciones con elementos expulsados del partido. Lo recuerdo perfectamente. El hecho de mayor notoriedad es que estaba en el papel. Es un recuerdo de infancia. El caso es que anoté en la pantalla del google el segundo apellido de mi madre "Igaz". Y surgió este espacio de reflexión o blog que ustedes sostienen. Les escribo, espontáneamente, para preguntarles si alguna vez escucharon el nombre del pueblo de mi madre y/o de
la ciudad natal de mi abuelo Zoltan Salamon: Eztar (o Esztar) y Pochoy o algo semejante. Agradezco su valiosa atención y les envío un saludo fraterno.
Rossana Cassigoli Salamon
Centro de estudios Latinoamericanos
Facultad de Ciencias Políticas y Sociales
Universidad Nacional Autónoma de México

Anónimo dijo...

¿Representantes por circunscripciones electorales?, ¿elecciones a doble vuelta?,¿Dios?, ¿constitución con menciones al aborto o definiciones poco ambiguas de lo que es el matrimonio?, No tenéis nada que hacer, la campaña de desprestigio va a ser implacable, y las ayudas económicas no llegarán. Todo eso de lo que habla, y otras cosas que se desconocen fuera de Hungría, la hacen incontrolable y muy peligrosa. Os van a dar hasta que seais buenecitos y os plegueis a las normas de lo fácilmente manejable. La marea mundial se mueve al dictado de lo políticamente correcto, y leña al que se salga de carril. La democracia representativa de calidad se reserva para los amos del cotarro, para los demás oligocracias desfrazadas con urnas. Aprended de España, que hemos tragado con todo lo que nos han impuesto, entonces os darán cuerda, para poder ahorcaros con ella unos años más tarde. El que se mueve no sale en la foto, eso es lo que le pasa a Hungría.